Ablactancia

Los Primeros Alimentos del Bebé 
Luego de los seis primeros meses de lactancia exclusiva indispensables para el bebé, debido a las grandes ventajas nutricionales e inmunológicas que tiene la leche materna; se deberá iniciar la ablactancia, es decir la introducción de alimentos nuevos mientras el bebé continúa con la leche materna hasta los 2 años de edad idealmente.

Pasados los seis primeros meses de vida del bebé,  la leche materna resulta nutricionalmente insuficiente , no sólo debido al rápido crecimiento del bebé, sino también porque su sistema digestivo recién se encontrará apto para poder digerir otros alimentos. Ojo, esto no significa que la leche materna no sea nutritiva sino que ya no es suficiente, este alimento continuará brindando aceites esenciales, proteínas, vitaminas y sustancias inmunológicas protectoras contra virus y bacterias. 
Esta etapa se deberá iniciar brindando alimentos uno a uno, sin mezclar unos con otros, para poder observar si el bebé presenta algún tipo de reacción alérgica, intolerancia o hipersensibilidad a algún alimento.


Por ello se recomienda por ejemplo:
Brindarle al inicio 1 ó 2 cucharaditas de papa, camote o yuca aplastada o licuada al medio día y por la tarde, e ir incrementando las cantidades de a pocos.
A los tres días se le añadirá a la papa o camote una ó dos cucharaditas de zanahoria, zapallo ó espinaca sancochada y licuada, y así sucesivamente debe ir añadiendo alimentos cada dos días o añadir nuevos y observar.  

Luego pude empezar con frutas brindándole melocotón, papaya, pera o  chirimoya, en puré, además de jugo de granadilla por ejemplo.
Pasados unos días podrá iniciar la alimentación con carnes por ejemplo: pollo sancochado licuado, carne de res licuada, dentro de las proteínas de origen animal.
Si ninguno de los padres es alérgico pueden también incorporar huevo, yema y clara, así como pescado fresco.

No olvidar los aceites
El cerebro del bebé es 60% de grasas, las cuales son tambien muy necesarias en la etapa de la ablactancia, por ello debemos ir añadiendo gotas de aceite de oliva, darle trocitos de pescado de mar, ya que contiene Omega-3, esencial para el correcto desarrollo cerebral. También se puede incluir omega-3 vegetal, como el aceite de Sacha Inchi, linaza o chia, estos tienen una conversión muy baja a DHA, es decir solo el 5% se convertirá en el tipo de aceite que el cerebro requiere, sin embargo es tambien una buena opción, la parte negativa es que tiene un sabor muy fuerte, por no decir feo, llega a malograr la comida del bebe, que dicho sea de paso las preparaciones deben ser agradable al paladar.

Mg Geraldine Maurer

cursosnutricion.org
Tema emitido en Canal 7 fecha 12 – nov- 2013
Actualizado Abril 2022

Publicaciones Similares

Deja una respuesta